"La 205", el centro clandestino de tortura que funcionó en El Jagüel

#NUNCAMÁSECHEVERRÍA

A 45 años del golpe de Estado que derivó en la dictadura militar más sangrienta de nuestra historia, recordamos  la historia de “La 205”, el ex centro clandestino de detención, tortura y exterminio que funcionaba a 300 metros del Hogar Escuela Escuela Evita, sobre la colectora de la Autopista Jorge Newbery.

En el lugar donde hoy se encuentra una sede del Grupo de Prevención Motorizado (GPM) de la Policía Bonaerense, en 1976 y 1977, bajo los nombres de “el puesto de Juan” o “La 205”, funcionó un centro de tortura “satélite” del Centro Clandestino “El Banco”, ubicado en la intersección de la Autopista Ricchieri y el Camino de Cintura, frente al centro clandestino de detención “El Vesubio”.

 

“La 205” funcionó al mando del subcomisario Walter Acosta bajo la órbita del entonces General del Primer Cuerpo del Ejército Ramón Camps. El lugar formaba parte de la red de 29 centros clandestinos de detención de la provincia de Buenos Aires, dependientes de la Jefatura de la Policía provincial conocida como “Circuito Camps”.

Esta casa del terror fue el escenario de sistemáticas violaciones de los derechos humanos durante la última dictadura militar. De todos los detenidos que estuvieron allí encerrados al momento hay solo tres mujeres con muy buena memoria: Liliana Latorre, Catalina Alaniz y Ana Ramona Sánchez.

 

Además, según relataron distintas víctimas en el juicio por los crímenes cometidos en la 205, en el centro clandestino, cada prisionero recibía dos frazadas, una para usar de colchón y otra para taparse. No les permitían moverse ni hablar entre ellos, y para ir al baño, debían pedirle a sus captores que los desataran.

Luego de la identificación del centro clandestino de detención, en enero de 2017, el juez Rafecas libró la orden de detención del subcomisario Walter Acosta, pero éste fue apartado del proceso judicial por padecer un cáncer de colon terminal.

 

En la jornada de ayer, el Intendente de Esteban Echeverría, Fernando Gray, junto a representantes de organizaciones de derechos humanos, señalizó el ex centro clandestino de detención “La 205”. Durante el acto, se descubrió una placa recordando a las víctimas del terrorismo de Estado y se plantó un árbol, en consonancia con la campaña nacional “Plantamos memoria” con el objetivo de plantar 30.000 árboles en homenaje al 45° aniversario del golpe de Estado que dio origen a la última dictadura militar argentina. 


#EOL #Nuncamás

300 x 130 cel.png
400 x 250 web.png